La Pena de Muerte

He notado que algunas personas han estado opinando acerca de la pena de muerte en los medios sociales y desconozco la razón por la que de pronto se puso de moda. Llamó mi atención que algunas personas pro-vida han opinado a favor de la pena capital.

Es de preocuparse que algunas personas, en pleno siglo XXI aún piensen que es necesaria la aplicación de la pena capital. No hay que mezclar el asunto de la legítima defensa, que creo que no está en discusión.

La pena de muerte es el máximo castigo para un criminal, en contraparte de que la vida es el más importante derecho para una persona (no es el unico, pero sí el mas importante ya que abre la puerta a todo lo demas).

La pena de muerte es muy peligrosa aplicarla, ya que como todo sistema humano es imperfecta y susceptible a muchas deficiencias y a innumerables abusos (como ya ha pasado). El sistema de justicia podría ser engañado facilmente o bien, en sociedades donde la corrupción es un grave problema sería muy lamentable estar aplicando la pena capital. Ademas, la ley positiva no es perfecta y tiene muchas zonas grises y obscuras.

La pena de muerte, reduce y limita el marco de posibilidades para que el criminal pueda arrepentirse y enmendarse. Asi, como su aplicación no necesariamente trae la paz en las victimas o las regresa a la vida (en el caso de un asesinato). Tambien, la pena de muerte, muestra que un sistema de justicia carece de creatividad y formas para reintegrar a los delincuentes de vuelta a la sociedad, como buenos ciudadanos, que sería el ideal del sistema penitenciario.

La pena de muerte, reduce y limita el marco de posibilidades…

Sé muy bien, el gran daño y dolor que puede causar una persona a otra(s). Yo mismo he sido victima del crimen multiples veces. Pero tambien, estoy consciente que todas las personas gozamos de una dignidad que se encuentra en nuestra naturaleza. Los crimenes lastiman la dignidad pero no la borran de nuestra naturaleza. Es decir, es inhumano abortar a un bebé, pero la persona que aborta no deja de tener dignidad por cometer ese crimen tan horrible. Por lo tanto, los crimenes (o pecados) no quitan la dignidad de la persona humana.

Si nosotros, como sociedad, aplicamos la pena de muerte, entonces, creo que no somos muy diferentes de los criminales a los que se quiere aplicar esta pena capital. Solo que nos podemos justificar con la ley y las reglas. Pero, aunque algo sea legal, no lo convierte en algo bueno. Por ejemplo, el aborto es legal, pero no es bueno. El “matrimonio” entre personas del mismo sexo, es legal, pero no es bueno. En algunos lugares, especialmente de oriente medio,